[vc_row][vc_column][vc_video link=”https://www.youtube.com/watch?v=MXBau-pCyuc”][vc_column_text]

El Foro Profesional por la Infancia de Andalucía ha elaborado un documento donde denuncia la situación en la que viven los menores refugiados que se encuentran atrapados en las fronteras griegas y turcas.

‘La crisis de los refugiados: efectos directos para la infancia’, que así es como se llama el documento, expone la situación de miles de niños que están atrapados en las fronteras de Grecia y Turquía, haciendo un llamamiento a los políticos sobre los “daños irreparables para su salud física y mental” que les ocasiona esta situación.

Estas condiciones en la que malviven, expuestos a graves riegos para su vida y a la contracción de enfermedades, también tienen como consecuencia la aparición de trastornos de su personalidad. Y es que, las situaciones de violencia que viven a diario,  el sufrimiento por el abandono de sus lugares de origen, de sus familiares, las condiciones meteorológicas a las que tienen que hacen frente, además de la explotación sexual o de la malnutrición, hacen mella en estos niños “ante la mirada indiferente de Europa”, según critica el Foro.

Estas personas refugiadas, según denuncia el Foro, “tienen muy pocas posibilidades de recibir una asistencia adecuada que les alivie su sufrimiento y les ayude a recuperar su proyecto vital”. Además, su situación se ve agravada por la falta de higiene y de ropa adecuada, de vivienda y las medidas inadecuadas o inexistentes de saneamiento elevan el riesgo real de enfermedades y de epidemias para los refugiados y para toda la población en su conjunto.

Algunos de los datos que recoge este informe, asegura que el 40% de las personas atrapadas en las rutas de huida de las guerras que están arrasando a los países del sureste Mediterráneo son menores de edad, unos menores protegidos por la Convención sobre los Derechos del Niño (Naciones Unidas, 1989) y la Carta Europea de los Derechos del Niño (Parlamento Europeo, 1992).

Por ello, el Foro pide “la inmediata protección de las víctimas más inocentes y vulnerables de todas las guerras, los niños y las niñas. A ellos les están negando los gobiernos europeos, con la complicidad de la mayoría de sus ciudadanos, un refugio digno, un hogar y un proyecto de vida”, declara el Foro en este documento.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]